Cuando el mundo más lo necesitaba

Un vistazo a la planificación y el trabajo en equipo de entregas en un momento histórico.
Cuando el mundo más lo necesitaba Cuando el mundo más lo necesitaba Cuando el mundo más lo necesitaba

Tony Mazzella, empleado de UPS, lo vio y lo vivió.

La isla casi vacía de Manhattan. Gente encerrada en sus casas, negocios que son una sombra de lo que habían sido, un Times Square vacío. La ciudad que nunca duerme parecía estar en un sueño profundo y oscuro.

La ciudad universitaria de Ann Arbor también estaba apagada, y Reggie Byron también sintió la diferencia. Un campus vacío en la Universidad de Michigan, donde 45.000 estudiantes suelen llenar las calles, se había quedado en silencio. Reggie continuó entregando paquetes de cuidados críticos al hospital U de M durante esos primeros meses, pero todo lo demás había cambiado.

Lo que Tony y Reggie no sabían, no podían saber, era lo que pasaba tras bambalinas. Cosas en las que se trabajó hace meses que hicieron posible las primeras entregas de vacunas de esta semana.

Cómo empezó todo esto

Wes Wheeler, presidente de UPS Healthcare, recuerda esos primeros días. “Empezamos a planear esto en abril, cuando participamos en los ensayos clínicos (de las vacunas)”, declaró Wes. “Eso nos dio mucha información sobre cómo se fabricarían y se transportarían estas vacunas, y los detalles de cuáles serían las temperaturas y los lugares de fabricación”.

No fue un proceso fácil. El equipo desarrolló decenas de miles de escenarios de vías de distribución, para asegurarse de que UPS tuviera la capacidad necesaria en su red mundial para manejar el volumen.

Wes añadió que cuando se creó UPS Healthcare hace poco más de un año, la intención no era ocuparse de la logística de una pandemia global, pero el destino tenía otros planes.

 

Al principio de la pandemia, UPS fue reconocida como parte de la infraestructura crítica de la nación, y la empresa llenó el vacío causado por el cierre de las instalaciones de ventas minoristas. El volumen se disparó. Quizás nunca antes UPS había sido más esencial para la economía mundial.

Pero ya se estaba planeando un papel aún más importante. Invitada a formar parte de la planificación de la Operación Warp Speed, UPS estuvo a la mesa cuando se desarrollaban los escenarios logísticos mientras las asociaciones públicas/privadas se apresuraban en desarrollar y probar vacunas efectivas contra la COVID-19.

Vista desde la calle

Lo que Tony Mazzella sabía con seguridad era que la gente estaba sufriendo.

“Hace seis meses, la ciudad era una ciudad fantasma”, dijo. “Fue muy difícil para todos”.

La primavera se convirtió en verano y luego en otoño, mientras la carrera aceleraba las pruebas de la vacuna para evaluar la seguridad y la eficacia, y UPS estaba allí para tomar nota en cada paso del camino. Seguíamos perfeccionando un plan que pudiera entregar dosis de una instalación de producción a los brazos de personas de todo el mundo.

Kate Gutmann, directora de Ventas y Soluciones, vicepresidenta sénior de UPS Healthcare and Life Sciences Unit, recientemente puso las cosas en perspectiva.

“Trabajamos con Pfizer y con 8 de las 10 vacunas en desarrollo”, declaró Kate. “La planificación valió la pena”.

A medida que se hizo evidente que la vacuna de Pfizer-BioNTech tenía más posibilidades de ser aprobada por la FDA y otras agencias similares en todo el mundo, el panorama se volvió más claro.

Ver entrevista con Yahoo Finance sobre la preparación y entrega de los envíos de vacunas.

imagen

“Este es el momento de la verdad”, dijo Wes, al describir el proceso de aprobación de la vacuna para uso de emergencia por parte de la FDA. “Hemos pasado meses elaborando estrategias con los funcionarios de la Operación Warp Speed y nuestros clientes de Healthcare sobre la logística más eficiente para las vacunas, y ha llegado el momento de poner el plan en acción”.

La directora ejecutiva Carol Tomé anunció al mundo el orgullo colectivo que sienten los UPSers en vísperas de la historia.

“La distribución de la vacuna es una parte clave para hacer avanzar nuestro mundo mediante la entrega de lo que importa”, dijo Carol. “Tenemos gente trabajadora y dedicada en todo el mundo que ha sido entrenada para almacenar, manipular, transportar y entregar las vacunas. Nos complace apoyar a nuestros socios de Healthcare con una logística inteligente y eficiente para estas vacunas que van a proteger a las comunidades y a salvar vidas”.

Un momento decisivo para la empresa

El capitán de UPS Houston Mills, vicepresidente de Operaciones de Vuelo, dijo que después de pilotar el primer vuelo cargado de vacunas hacia el Worldport de UPS en Louisville el domingo, Jim Casey, fundador de UPS, habría estado orgulloso.

“Si Jim Casey inició UPS con un préstamo de 100 dólares y dos bicicletas que entregaban mensajes, pensar que hoy estaríamos ayudando a entregar vacunas que literalmente podrían cambiar la vida de las personas en todo el mundo... Sé que el Sr. Casey estaría orgulloso”, declaró.

Para Reggie en Ann Arbor, irónicamente a solo unos 90 minutos de una de las instalaciones de producción de vacunas, ella, finalmente, estaba haciendo una de las primeras entregas de una vacuna que podría terminar con el azote de enfermedad y muerte de la COVID-19.

“Me hace sentir que estoy haciendo una diferencia en la vida de las personas”, manifestó el día de la primera entrega de vacunas. “Siempre supimos que nuestros trabajos eran importantes, pero esto lo lleva a otro nivel”.

Tony no podría haber estado más de acuerdo. El neoyorquino, normalmente sociable y extrovertido estaba pensativo, a causa de un aparentemente interminable viaje que ahora tiene un rayo de luz al final del túnel.

“Este es el paquete más importante que he entregado en mi carrera”, dijo, al referirse a sus más de 30 años con UPS, momentos después de hacer la primera entrega al Hospital NYU en Manhattan. “Espero que las cosas vuelvan a la normalidad. Que la gente vuelva al trabajo… que pueden regresar a sus vidas. Eso es lo que espero con la entrega de esta vacuna”.

Historias relacionadas

Powered by Translations.com GlobalLink OneLink Software